LA CRESTERÍA DEL FRAILE

DATOS TÉCNICOS

  • Pueblo y comarca: Castalla y Petrer – L’Alcoià y Vinalopó Mitjà
  • Inicio y Final: Hotel Xorret de Catí (Castalla)
  • Como llegar al Hotel Xorret de Catí (Desde Alicante, para otros inicios de ruta modificar el apartado A)
  • Latitud – Longitud: 38.518086,-0.645447
  • Duración tiempo: 3 h y media
  • Longitud: 10.5 kilómetros
  • Dificultad: Alta
  • Recomendado para: Personas con nivel físico y experiencia en montaña.

WEBS DE CONSULTA

ARCHIVOS DESCARGABLES



El recorrido que nos dará a conocer La Crestería del Fraile comienza en el Hotel Xorret Del Catí, antiguo hotel de trabajadores de RTVE y ahora un hotel enfocado a la naturaleza perteneciente a la diputación (De gestión privada). El hotel se encuentra en el entorno natural del Maigmó, el lugar con mayor densidad boscosa de la provincia. En este espacio natural podemos encontrar las cumbres de varias montañas como son el Maigmó que le da nombre, Alt del Guixop, Rasos de Catí, Despenyador, El Cid, La Crestería del Fraile, etc.


Crestería del Fraile
Hotel Xorret de Catí

En estos parajes podremos encontrar unos importantes carrascales y pinares, además de un importante patrimonio cultural proveniente de las tradiciones agrícolas desarrolladas en la zona, como pueden ser pozos de nieve, masías y arquitectura del agua. La mayoría del bosque pertenece a  pinares provenientes de las repoblaciones realizadas entre 1950 y 1960,  y están acompañados por abundante matorral espinoso como romeros, coscojas, estepas, tomillos, brezos, lentiscos, etc. Los encinares también tienen su importancia en este entorno, aunque la tala indiscriminada en otras épocas para su uso energético ha reducido drásticamente su presencia. En la zona de Catí podremos ver bellas encinas, al igual que en las faldas del Maigmó y El Cid. Otras especies que podremos encontrar en el entorno son madroños, sabinas, enebros, madreselva, etc.

Cruz en las inmediaciones del Hotel

Cresta del Fraile vista desde la carretera.
Para comenzar a caminar debemos seguir los pasos del Pr-32, itinerario que vamos a realizar. Dejamos los vehículos en el aparcamiento del Hotel y tomamos dirección Petrer, por la carretera asfaltada que une esta población con Castalla. Observamos a nuestra derecha la cima del Despenyador (1161 m.), que prácticamente se une con la del Fraile. La carretera que hemos tomado desciende suavemente  por lo que no necesitamos mucho esfuerzo.

Fuente de Badallet, con el agua congelada.
Desvío hacia el Pantanet
    La Crestería del Fraile que al principio se mostraba imponente va en disminución, conforme vamos avanzando hasta morir en el barranco. Entre el camino y la cresta se encuentra el barranco de la Solana Del Fraile. También divisamos a lo lejos la cumbre del Cid (1127 m.), muy fácil de identificar por su forma de silla de montar y la cumbre del Maigmó (1296), punto más alto de este grupo de montañas. Llegamos a una curva de la carretera donde encontramos una acequia en el margen izquierdo, y también por donde viene el barranco de Badallet, justo en el otro lado, nos encontramos las señales de desvío del PR-32 que son las que seguiremos.


Cauce del Barranco.
    Tras salir de la carretera e introducirnos en una senda, llegamos a la presa del Pantanet, datada en el S. XVII. El paso del tiempo ha conseguido que los sedimentos que arrastraba el barranco dejase inútil este pequeño embalse. Midiendo  nuestros pasos descenderemos a la base de la presa. Allí encontraremos una cueva, con curiosas formas, donde tendremos cuidado con el suelo resbaladizo por las filtraciones existentes.

Presa del Pantanet y el Barranco
El cauce del barranco nos sorprende por las formas que la piedra realiza y la tranquilidad que prima en el entorno. Las paredes veteadas hacen un único cuerpo con el lecho del barranco y nos invita a recorrerlo hasta encontrar una señal de senderismo que nos envía a ascender por la ladera de la montaña. Este es el tramo más complicado del trayecto, pues el ascenso es continuado y con una gran pendiente. Una de las cosas que nos sorprende es la gran cantidad de sabinas diseminadas por la ladera. Tras varias paradas para recuperar el aliento, decidimos que una vez arriba detenernos para almorzar.

Cuchillos de piedra en la Cresta
Hitos de piedra

Estamos en la parte más baja de la cresta de la montaña, y desde este punto caminaremos en todo momento por su afilado perfil, hasta llegar a su punto más alto a 1.211 metros de altura. Una vez reanudada la marcha debemos estar pendientes de donde ponemos los pies, pues la cresta esta compuesta de multitud de cuchillos de piedra. Vamos avanzando en paralelo a la carretera por la que comenzó nuestra ruta, siguiendo unos hitos de piedras construidos en lo más alto. Estos nos ayudarán, junto con las marcas de senderismo, a no perdernos. Algunos de estos hitos son enormes, llegando algunos a tener metro y medio de altura. Son dos las poblaciones que podemos distinguir desde las alturas: Al oeste Sax y su castillo, y al Norte la ciudad juguetera de Onil bajo las faldas de La Sierra de Onil.


Cultivos en el valle y al fondo La Silla del Cid
Vistas del Hotel desde la cumbre
Parte más alta de la Cresta

El punto más alto de la cresta lo alcanzamos sin dificultad, eligiendo el lugar para hacer una última parada. No encontraremos el vértice geodésico en este punto, pues está situado en la cumbre del Despenyador. Esta cima es la primera que divisamos desde nuestro lugar de descanso, luego podemos distinguir los altos del Carrascalet, Perdionada, Mossen Frances y Alt de Guixop. Más al sur veremos los Rasos de Catí, Penya Foradá y El Cid. En días de buena visibilidad es posible encontrarnos en el horizonte con la ciudad de Alicante y su castillo, el Cabo de Santa Pola y la isla de Tabarca.

Cable de ayuda para descender

Zona por donde realizamos la bajada
Una vez coronada la cresta iniciamos el descenso por un sendero bastante empinado. Aquí encontraremos un cable de acero que nos ayudará a descender sin peligro. Esta vertiente nos lleva al Mirador de Catí, situado bajo los cortados de la Cresta del Fraile. Un mapa numerado nos mostrará los puntos más importantes del paisaje protegido del Maigmó. Desde el mirador una pista forestal con una pendiente continua desemboca en el hotel, lugar donde empezaron nuestros pasos.


Mirador de Catí
Pista que se dirige al Hotel, parte final de nuestra ruta.
Terminamos nuestro recorrido llegando al Hotel con diez kilómetros más  en nuestras piernas. Antes de terminar la ruta nos acercamos a la zona de recreo del Xorret de Catí. A la entrada vemos indicaciones de Sendero Botánico, y una vez allí vemos que existen diferentes árboles y arbustos con carteles explicando sus características y su denominación. Entre los árboles destacan los Nogales, álamos, pinos carrascos, encinas, almendros, etc. Si hablamos de los arbustos encontraremos aliagas, tomillo, romero, etc. El manantial del Xorret de Catí fue mucho tiempo la única fuente de agua durante todo el año que se podía encontrar en los alrededores. El agua se filtra a través de las paredes de estrechas galerías excavadas en la tierra recogiendo el agua de acuíferos del subsuelo. Estas galerías tienen su origen en la época árabe. También encontramos en el lugar un pozo y una charca. Diferentes bancos para sentarse, papeleras, etc. convierten este lugar en un lugar ideal para el ocio en la naturaleza. Las tres horas y media que hemos tardado nos han descubierto esta montaña de forma alargada y uno de los espacios de mayor belleza paisajística de nuestra provincia.

Mina del Xorret de Catí
Balsa en la zona de recreo

2 comentarios:

  1. Bonitas fotos. Éxitos en el concurso 20blogs.

    Te invito a que conozcas mi blog en la sección de cine, se llama "Cine para usar el Cerebro"
    http://cineparausarelcerebro.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  2. gracias, me dare una vuelta para conocer tu blog, pues otra de mis aficiones es el cine de calidad, un saludo

    ResponderEliminar